Mayo 2018 #52

Vivir en La Costa de la Luz

Una región ideal para vivir

La Costa de la Luz se extiende entre las zonas costeras de las provincias de Cádiz y Huelva y goza de una excelente climatología durante todo el año. Al buen tiempo se le suman unas extensas y hermosas playas, una rica gastronomía y unas animadas tradiciones y festividades. Esta región al suroeste de Andalucía cuenta, además, con parajes naturales protegidos en la zona de interior. Todos estos atributos hacen de la Costa de la Luz, un lugar ideal para fijar una residencia permanente.

300 días de sol al año

La Costa de la Luz tiene un promedio de 300 días de sol al año un hecho que hace que los habitantes de esta región se beneficien de la luz solar prácticamente a diario. El buen tiempo también favorece el disfrute de la costa y de sus fantásticas playas. Entre las más bonitas encontramos la Playa de Bolonia, la Playa de la Caleta o Playa de Zahara de los Atunes en la provincia de Cádiz; también la Playa Cristina, la Playa de El Rompido, la Playa del Cruce o El Parador, en la costa de Huelva.

Tarifa, en la provincia de Cádiz, es uno de los municipios más concurridos por los amantes de los deportes acuáticos, especialmente por la práctica del windsurf. En la ciudad de Cádiz, los habitantes pueden disfrutar de paseos por el Puerto de Santa María o realizar recorridos por los numerosos monumentos que atesora esta ciudad como el Cargadores de Indias o Araníbar, entre otros.

Por su parte, la zona de la provincia de Huelva ofrece destacados atractivos para sus habitantes: la vida en calles tranquilas donde pasear y la proximidad con Portugal, con la posibilidad de realizar escapadas hasta Algarve, a 40 km solamente.

Parques naturales en el litoral

La Costa de la Luz es más que sol y playa. Esta región ofrece un enorme entorno natural donde escaparse y disfrutar en familia de senderismo y rutas en bicicleta, una opción también muy saludable. Los habitantes disponen de numerosos parques y reservas naturales: el Parque Natural de los Alcornocales, el Parque Natural del Estrecho, el Parque Natural de la Flecha o el Parque Natural de la Brena en Barbate. El Parque de Doñana –de 54 hectáreas– es la zona protegida de pantanos y bosques más grande de Europa y declarada Patrimonio de la Humanidad donde se pueden observar hasta 900 especies de animales como aves, mamíferos y reptiles.

Pueblos blancos

La arquitectura tradicional de esta región andaluza destaca por sus pueblos de callejuelas y casas de fachada de cal blanca, un material que se utiliza para combatir el intenso calor, especialmente durante los meses de verano. La blancura de estos pueblos contrasta con los coloridos adornos florales que suelen disponerse en los balcones de las viviendas y los singulares patios con adornos típicos de la zona. En esta zona podemos encontrar además algunos edificios con líneas moriscas y típicos cortijos fruto de un pasado histórico y cultural muy variado.

Los municipios de Arcos de la Frontera, Zahara de la Sierra, Alcalá de los Gazunes, Olvera o Setenil de las Bodegas destacan por su encanto. Algunos de estos núcleos forman la Ruta de los Pueblos Blancos que empieza en Arcos de la Frontera, repleta de calles estrechas y empinadas, antiguos arcos, conventos y casas señoriales e incluso un yacimiento con restos prehistóricos y romanos. La ruta sigue por la Sierra de Cádiz hacia el resto de municipios blancos: El Bosque, Gazalema, Zahara, Olvera, Torre-Alhámique y Setenil.

Elige la Costa de la luz

Cádiz

Viviendas de 1 a 3 dormitorios y 1 o 2 baños con garaje en la zona norte de Puerto de Santa María. Algunas de las viviendas disponen de terrazas.

[+]más
Línea de la Concepción, Cádiz

Chalés adosados de 4 dormitorios y 3 baños equipados con aire acondicionado. La urbanización dispone de piscina comunitaria.

[+]más
Rota, Cádiz

Piso de 2 dormitorios y 1 baño con garaje y trastero en una urbanización privada, muy cercana a la playa y al Rota Club de Golf. Dispone de piscina comunitaria y zonas verdes.

[+]más
Gastronomía

El arte del tapeo –con chorizo, queso, calamares, gambas– tiene un protagonismo especial en la Costa de la Luz. La tradición de tomar pequeñas porciones acompañadas de una cerveza fresca o un buen vino sacian el apetito con productos de calidad. El pescado es el plato por excelencia y se acompaña de mariscos como almejas, coquinas, navajas, chirlas. El atún rojo y la almadraba son especialidades tradicionales de Cádiz, también las frituras de pescado acompañados de espárragos, tomates y verduras.