Marzo 2017 #38
Decoración

El otoño también es para viajar

Ny 02
Kenya 01
Seychelles 03

La mayoría de los españoles continúa viajando mayoritariamente en verano. Sin embargo, cada vez son más los que se reservan unos días de otoño para realizar sus vacaciones o escapadas.

 El otoño es la estación ideal para disfrutar de los viajes sin la habitual masificación estival y contemplar unos paisajes que han cambiado el verde primaveral y veraniego por los tonos rojizos, anaranjados y morados propios de esta estación. Estos colores, una temperatura más fresca y una bellísima luminosidad son las características esenciales del otoño. A continuación te recomendamos cinco destinos perfectos para el otoño.

Delta del Ebro: la desembocadura del río Ebro, desconocido para algunos, es un lugar peculiar y bellísimo. Este parque natural forma un hábitat acuático excepcional, en el que hibernan y se reproducen numerosas especies animales. En otoño, una vez ya se ha cosechado el arroz, las aves migratorias conquistan todo el paisaje del Delta y hacen que su visita sea toda una experiencia. Aunque no hay bosques caducifolios en la zona, los colores otoñales también llegan al parque natural. Una de las plantas típicas de la zona, las salicornias, forman unos saladares que en esta estación cubren el paisaje del Delta de un color rojo intenso y brillante. Las antiguas salinas de Sant Antoni, en la zona sur de la laguna de la Tancada, es uno de los mejores sitios para contemplar este espectáculo.

Kenia: uno de los países africanos con mejor patrimonio natural es Kenia. Su cercanía al ecuador hace que los meses de otoño sean los más idóneos para disfrutar de sus paisajes. En Kenia confluyen paisajes de la sabana, en los que habitan leones, cebras o leopardos, con espectaculares parques naturales como el de Aberdare o Amboseli; des de este último se puede observar el mítico y enigmático Kilimanjaro, situado en la vecina Tanzania. Ahora bien, Kenia también cuenta con bellísimas playas a orillas del Índico, toda una invitación a vivir África de otra manera.

Islas Seychelles: el otoño es la época ideal para que los amantes del submarinismo disfruten de esta práctica en las islas Seychelles, un auténtico paraíso para el buceo. La oferta natural del exótico archipiélago del océano Índico no acaba en sus aguas; el clima tropical de las Seychelles hace que estas islas tengan un fauna exuberante y el atolón de Aldabra, por ejemplo, Patrimonio de la Humanidad y el hogar de más de 150.000 tortugas gigantes. El resto de las islas son una invitación perfecta para descansar y romper con la rutina cotidiana en pleno otoño.

Nueva York: una de las ciudades con más atractivo otoñal es Nueva York, la capital de los rascacielos. Los paseos por Central Park, pintado con los sorprendentes colores de otoño, son imprescindibles si viajamos a esta ciudad estadounidense. El clima templado que Nueva York tiene por estas fechas es el mejor aliado para perderse caminando por el Village y descubrir sus pequeños rincones con encanto. Los espectaculares desfiles de Halloween el 31 de octubre, la Maratón de Nueva York el primer domingo de noviembre y vivir in situ el Día de Acción de Gracias el cuarto jueves de noviembre, son otros atractivos otoñales que ofrece la ciudad en esta época del año.

Venecia: esta ciudad italiana es tan maravillosa que es imprescindible visitarla en algún momento de nuestra vida para disfrutar de sus edificios, canales y góndolas. La magia de Venecia no entiende ni de fechas ni de estaciones. Sin embargo, el mejor momento para visitar la capital de los canales son los meses de transición entre el pegajoso verano del Véneto, y el frío invierno del norte de Italia. El otoño es, por lo tanto, una muy buena época para visitarla si queremos huir de las masificaciones de turistas y poder disfrutar de la belleza de cada rincón veneciano con tranquilidad y acompañados de su agradable clima otoñal. Otra curiosidad de Venecia que nos regala esta estación son las llamadas acqua alta o inundaciones de la laguna, que son más frecuentes en estos meses del año y que quizá te obliguen a calzarte unas botas de agua.

Estos cinco destinos son la mejor prueba de que el otoño es una estación excepcional para viajar. Solo falta que elijas el destino.

<< volver