Junio 2017 #41
Decoración

Cinco ideas para organizar el garaje

ideas para reutilizar el garaje
ideas para organizar el garaje

El garaje es el gran olvidado de nuestras casas. Es un lugar al que no solemos prestar casi ninguna atención decorativa y que limitamos a su uso más primario, guardar nuestro coche, desaprovechando de esta manera muchas de sus posibilidades. Bien organizado y bien decorado puede convertirse en nuestro comodín de almacenamiento, en nuestro taller particular o en un lugar en el que evadirse de las rutinas diarias.

Lávale la cara. Haz limpieza, acondiciona el suelo y las paredes, y aprovéchalo para deshacerte de objetos que ya no utilices. Una vez hayas seleccionado lo que quieres conservar, es el momento de decidir qué mobiliario necesitas para almacenar cosas al lado de tu automóvil: estanterías, cajoneras o armarios. Una buena solución son las cajas para herramientas con ruedas, que son fáciles de mover y de apilar; otra opción son las estanterías metálicas que se ajustan a la pared, que ofrecen un espacio de almacenamiento ordenado y sencillo. Por mucho que sea el dormitorio de tu coche, el garaje también tiene que ser una estancia en la que tú te encuentres a gusto.

Hazlo confortable. Una correcta iluminación hará que parezca una estancia diferente. Un buen sistema de fluorescentes será suficiente para proporcionarte la luminosidad que necesitas. Y si piensas instalar una zona de trabajo, una de las mejores alternativas son los focos halógenos para asegurarte un extra de luz. No suele tener instalación de calefacción ni de aire acondicionado, así que, en la medida que puedas, aíslalo térmicamente. De este modo conseguirás que sea una estancia más confortable, capaz de mantenerse fresca en verano y caliente en invierno.

Decoración con sentido. La decoración de un garaje debe ser coherente con los elementos que van a convivir en este lugar. Descarta las alfombras o las plantas, por ejemplo. Las primeras no se llevan bien con la grasa y los humos de los coches y las segundas necesitan una luz natural que difícilmente encontrarán aquí. Piensa mejor en ganchos para colgar las bicicletas y en todo tipo de estanterías. Intenta que todos los elementos que integres sean tan útiles y prácticos como decorativos. Finalmente, para las paredes lo mejor son los papeles tapiz que simulen ladrillos o piedra, que son lavables, y para los suelos, los pavimentos de cemento pulido que sean fáciles de limpiar y antideslizantes.

Monta tu propio taller. Si eres un manitas, reserva un espacio para colocar una mesa de trabajo y, de esta manera, poder montar tu propio taller de bricolaje. Intenta, también, si es posible, instalar algún tipo de aislamiento acústico que te ahorre problemas de ruidos por parte de los vecinos y de tu propia familia mientras trabajas.

Crea tu rincón de evasión. Puedes convertirlo en una zona de desconexión. Una de las opciones más prácticas es elegir un rincón donde situar un sofá o sillón y crear tu lugar de lectura. Evita las tapicerías de tela y elige algún material resistente y de fácil lavado, como la piel sintética. Una buena lámpara de pie, una mesita y un equipo de música te ayudarán a proporcionar comodidad y un mayor bienestar.

Con estas cinco ideas, seguro que sacarás mucho partido a uno de los lugares más desaprovechados de la mayoría de los hogares.

<< volver