JULIO 2017 #42

Vivir en la Costa del Sol

La franja costera más conocida de España

La belleza de sus playas y su privilegiada climatología sitúan la Costa del Sol como un destino vacacional que ha traspasado fronteras. Además, su crecimiento tanto urbanístico como poblacional está muy ligado al turismo. Pero en la Costa del Sol no solo viven extranjeros ávidos de sol, también residen españoles que han elegido esta zona por sus municipios singulares y por su gran oferta de ocio.

box_1

Poblaciones con encanto

El casco urbano de Málaga, declarado Bien de Interés Cultural, muestra las huellas de las civilizaciones que se asentaron en su territorio, desde el castillo de Gibralfaro, enclavado en un antiguo recinto fenicio, a la muralla nazarí o al inglés Jardín Botánico-Histórico de La Concepción. A construcciones contemporáneas como el Centro Pompidou se le une la autenticidad del barrio marino que recuerda su origen como pueblo pescador.

 

La Costa del Sol también destaca por el encanto de sus municipios como Rincón de la Victoria, la población más placentera para vivir de toda Andalucía según el Indicador Sintético de Bienestar. Nerja, con sus retorcidas calles y su impresionante Balcón de Europa o Torrox con su parte costera y su interior donde se cultivan frutas tropicales y hortalizas.

box_2

Playas con personalidad

300 días de sol, una temperatura media de 19 grados y 160 kilómetros de costa son la mejor carta de presentación del litoral malagueño. Las playas de Burriana y Calahonda en Nerja; Torreblanca en Fuengirola; Artola dentro del paraje protegido de la Dunas de Artola; la playa de Las Sabinillas en Manilva; La Rada en Estepona; la urbana de La Malagueta en la misma Málaga y la aislada y recoleta Playa de Maro; Los Álamos en Torremolinos y las playas del Río Verde y Playa del Duque en el sofisticado y famoso Puerto Banús son una sucesión de arena limpia y aguas cristalinas. Playas cada una con una personalidad diferente y a las que acuden familias con niños, amantes de la naturaleza, aficionados a los deportes náuticos y hasta surfistas. Un amplio abanico de posibilidades para no aburrirse jamás del sol y la playa.

box4_1

Infraestructuras que se transforman

La Costa del Sol fue pionera en España al convertir el sol y la playa en reclamos para la industria turística. Durante años, esta región fue el lugar de veraneo preferido por españoles y extranjeros, pero en la actualidad ha sabido reconvertirse, gracias a sus equipamientos e infraestructuras, en un punto de encuentro del mundo de los negocios y la cultura.

 

La celebración de ferias, congresos y exposiciones ha supuesto una inyección económica para toda la zona. Tanto el Palacio de Congresos de Torremolinos como el de Málaga poseen una apretada agenda de eventos. Y el Festival del Cine de Málaga, una de las citas cinematográficas más importantes de España, convierte la capital durante unos días en un desfile de caras conocidas. Son muchos los profesionales que visitan la costa por motivos laborales y que terminan regresando para disfrutar de la época vacacional o para establecer su negocio en esta tierra acogedora.

 

La población foránea que en un primer momento adquirió una segunda residencia para sus vacaciones se ha convertido en residentes fijos: la Costa del Sol ya no es solo turismo, es un enclave donde vivir durante todo el año.

Elige la Costa del Sol

Terrazas_Pacifico

Viviendas de 2, 3, 4 y 5 habitaciones con cocina totalmente equipada y acabados de primera calidad. El residencial dispone de piscina comunitaria y se ubica a escasos metros del Paseo Marítimo Antonio Banderas y de la playa. Garaje y trastero en la misma finca.

[+]más
Edif_Pacifico

Completo apartamento de 1 dormitorio y un baño, cocina americana amueblada, parqué, aire acondicionado y garaje y trastero incluidos en el precio. Dentro de una urbanización cerrada con piscina comunitaria y a escasos metros de la Playa de la Misericordia.

[+]más
Mijas_Calanova_Golf

Complejo residencial ubicado junto al club de golf y compuesto de viviendas de 1, 2 y 3 dormitorios con aire acondicionado, calefacción y garaje. La urbanización, a escasos 10 minutos de la Playa de la Butibamba, dispone de amplias zonas verdes, piscina comunitaria y pista de pádel.

[+]más
Espetos de sardina y sopas frías

El pescaíto frito, la porra de Antequera, la ensalada malagueña, el ajoblanco, las migas o las berzas son algunos de los muchos platos que se pueden degustar tanto en los establecimientos de restauración de la Costa del Sol como en los domicilios particulares. Los espetos de sardina, pescado ensartado en largas cañas que se asan con leña en la arena de la playa, es tal vez la imagen más característica de la Costa del Sol. Frutas deliciosas como el aguacate o la chirimoya que se cultivan gracias a las benignas temperaturas y las aceitunas de Aloreña, el aceite de Antequera, las pasas y los vinos espirituosos están presentes en todas las mesas.