Octubre 2017 #45
Decoración

El estilo modernista en la decoración de tu salón

modernista_03
modernista_02
modernista_01

El modernismo fue un corriente que englobó todas las ramas del arte: pintura, escultura, arquitectura y literatura. Actualmente volvemos a ver renacer este movimiento en decoración de interiores, manifestándose en los objetos decorativos, paleta de colores e incluso en el mobiliario.

El estilo modernista también se conoce como Nuevo Arte o Art Nouveau. Estas denominaciones hacen referencia a la intención de crear un arte joven y moderno, un arte nuevo, que a fin de cuentas, representó una ruptura con los estilos dominantes; en general, lo que se pretendía era llevar el arte a todos los aspectos de la vida cotidiana.

La inspiración en la naturaleza y estilos femeninos o los tonos cálidos son algunas de las características que podemos emplear actualmente para decorar nuestro salón con este estilo.

  1. La decoración debe ser clara, natural y se debe intentar encontrar, y mantener, la armonía entre el objeto decorativo y su contexto. Para conseguir un salón modernista apuesta por los ornamentos decorativos, como lámparas o relojes,  antes de escoger un mobiliario ostentoso, pues no es representativo de esta corriente artística. Los detalles de cristalería son también algunos de los elementos que puedes utilizar.
  1. El impacto visual lo lograrás, sobretodo, jugando y combinando la paleta de colores en las paredes. Los tonos predominantes son los cálidos como el color mostaza, oliva, el naranja e incluso el oro. Aún así, para darle el toque definitivo, combina alguna pared con el color violeta o morado, los turquesas o salmones y conseguirás el efecto auténtico.
  1. Otra característica a tener en cuenta es escoger el mobiliario y elementos decorativos inspirados en la naturaleza, con motivos florales o de animales.
  1. El mobiliario debe ser simple. Se caracteriza por lo detalles más que por su funcionalidad. En un comedor, intenta escoger mesas de cristal y muebles sencillos sin dejar de cumplir dichas funciones.
  1. El modernismo es un movimiento que usa, principalmente, el hierro y el cristal. Y no solamente en los detalles decorativos sino también en la propia arquitectura de la estancia.
  1. Las formas curvas y dinámicas son el detalle más personal y que otorga más carácter. Para conseguirlo, emplea esta forma de expresión, sobre todo, con el mobiliario. Apuesta por las mesas redondas o las estanterías que no son uniformes.
  1. Por último, actualmente una de las tendencias en decoración de interiores es el uso de vinilos para decorar las paredes. Hay una gran variedad de diseños y modelos disponibles en este mercado y te ayudarán a dotar de este estilo el salón.

Estos son algunas de las características más representativas del estilo modernista o Art Noveau. El salón es una de las estancias del hogar donde mejor lo podemos plasmar, pues nos permite jugar más con las luces, los tonos y los objetos decorativos.

<< volver