Mayo 2017 #40
Decoración

Decora tu jardín para el verano

decora tu jardín para el verano
decora tu jardín para el verano

Ya faltan pocas semanas para el verano. Es el momento adecuado para empezar a decorar tu jardín y poder disfrutarlo al máximo durante esta calurosa época del año. Aquí té explicamos cómo.

El verano se acerca. Ya hace buen tiempo, las temperaturas empiezan a ser altas y los días son cada día un poco más largos e invitan a disfrutar de ese pequeño privilegio que es tener un jardín. Tu pequeño oasis de tranquilidad bien merece un trato especial para que lo disfrutes mientras cenas, te bañas en la piscina o, simplemente, dejas pasar las horas tomando el sol. Por eso, desde el magazín Moment te queremos dar algunos consejos para que decores tu jardín de cara al verano.

  1. Muebles. Es recomendable utilizar piezas que sean suficientemente resistentes al agua, al sol y al viento y que necesiten de un mantenimiento mínimo. Si quieres estar a la última apuesta por las mesas, sillas, butacas, taburetes y sillones de ratán, un resistente tejido vegetal similar al mimbre.
  1. Colores. Los blancos hueso, crudos, marrones, madera y negro son tonos neutros y naturales ideales para los textiles del jardín. Eso sí, combínalos con colores vivos y alegres en algunos cojines, pufs o tapicerías en las que tampoco deben faltar ni las flores, ni las rayas, ni los cuadros.
  1. Menaje. No sacrifiques tu mejor vajilla en las comidas y cenas exteriores. Hay materiales más resistentes, como la melamina o el plástico, que te permitirán dar un poco más de alegría y color al jardín.
  1. Sombra. Contar con algún espacio de sombra es imprescindible. Puedes instalar desde una sombrilla o parasol a una pérgola, con la que conseguirás una mayor protección contra el viento y los rigores del verano, especialmente en las horas punta del día. Una buena distribución del arbolado también ayuda a que el jardín sea un oasis perfecto para disfrutar del verano.
  1. Iluminación. Lo último es instalar muebles que incorporen la iluminación. De esta manera se consigue una luz indirecta que hace mucho más agradable las noches de verano. También puedes optar por colocar focos que iluminen paredes y árboles y creen un ambiente íntimo. Para celebraciones concretas no está de más instalar algunas antorchas y farolillos que ayudan a crear ambientes especiales.
  1. Vegetación. Si cuidas bien las plantas y las flores conseguirás que el jardín transmita paz y serenidad al jardín. No te compliques la vida y apuesta por una vegetación típicamente mediterránea en la que no falten arbustos, hierbas aromáticas, buganvillas, alguna zona de agua y, por qué no, un olivo o palmera.
  1. Privacidad. Recubre la valla de ladrillo o cemento que cierre los exteriores del jardín con arbustos u otros elementos naturales. Además de dar al jardín una mayor sensación de seguridad e intimidad, conseguirás que tu jardín tenga un ambiente mucho más natural.
  1. Barbacoa. El elemento clave de todo buen jardín y el centro de reunión de tus veladas con amigos y familiares. La oferta es enorme. Hay parrillas de gas, de leña o eléctricas. Lo ideal es adosarla a alguno de los muros exteriores para no romper la armonía del jardín y recubrirla con alguna estructura de hormigón o piedra natural.
  1. Almacenamiento. Si las dimensiones de tu jardín lo permiten, instala alguna pequeña caseta donde guardar todos los elementos decorativos del jardín cuando finalice el verano y almacenar también las herramientas de mantenimiento del jardín y de la piscina, si la tienes. Eso sí, mira que esta pequeña construcción se integre en el paisaje de tu jardín.
  1. Ambiente chill out. La guinda final a tu jardín se la puedes dar instalando una zona chill out en algún espacio lo suficientemente resguardado. Muebles blancos de madera de estética zen y una buena colección de velas te ayudarán a conseguir que tus veladas nocturnas sean inolvidables.

Si eres un afortunado con jardín, comienza a decorarlo ya para el verano. Si eres de los que te conformas con una buena terraza o un balcón, también puedes prepararlos para el verano. Ponte manos a la obra… ¡y a disfrutar del verano!

<< volver