Diciembre 2017 #47
Decoración

Cómo dar nueva vida a una casa rural

rural_1Cuando adquirimos una vivienda en el campo para rehabilitarla, el respeto por el entorno y por el estilo arquitectónico de la zona son compatibles con los nuevos materiales, la adecuación a la normativa energética y las comodidades que ofrecen las viviendas contemporáneas. Solo hace falta saber cómo fusionar el pasado y el presente en un mismo espacio.

En la rehabilitación de una casa rural se deben tener en cuenta los elementos estructurales, los acabados exteriores e interiores y la decoración, que puede aunar piezas rústicas con elementos modernos.

Revisar la normativa. El encanto de muchas casas radica en su singularidad: una cuadra, un pajar, una borda o un molino se pueden convertir en una confortable vivienda. Sin embargo, antes de realizar cualquier intervención, debemos consultar con el ayuntamiento si están protegidas e informarnos de qué acciones podemos realizar.

Reutilizar atributos. Un abrevadero de una cuadra puede ser el elemento estrella de un nuevo salón y una prensa de vino la pieza más cotizada de la cocina. Trillos como mesas, reclinatorios como maceteros… en una casa antigua no hay ni una sola pieza desechable.

Vigas de madera, un hit. Hoy muchas viviendas modernas incorporan este elemento aunque no sea de origen. Si el paso del tiempo ha sido inclemente con ellas, deberemos restaurarlas, reforzarlas e incluso en las estancias en las que no están incorporadas incluir nuevas vigas de madera para dotar a toda la vivienda de coherencia estilística.

Si el muro hablara. En las casas rurales los muros son los testigos del paso del tiempo; son la esencia y el alma de las viviendas. Enfatizar la piedra será la manera de hacer justicia a la historia de la casa. Si la normativa lo permite, los cambios de distribución y la sustitución de tabiques dañados serán positivos, ya que el pasado y el presente pueden convivir en perfecta armonía decorativa.

montaje_rural

El salón de estilo rural. Es probable que esta sea la estancia donde podamos resaltar aquella pieza única (un reloj de pared, una mesa de madera, un escritorio en un rincón…), incluso heredada de la familia. Para ello, la decoración del salón debe ser suave: muebles en los que destacan de forma natural las vetas de la madera de roble o pino, flores campestres, manojos de paja y hasta mazorcas de maíz colgadas del techo. También se pueden añadir cojines o elementos decorativos en la pared para darle color.

Con eficiencia energética. La rusticidad no está reñida con la sostenibilidad: en una casa rural son importantísimos los aislamientos y los cerramientos. Los anchos muros han realizado esa labor durante años, pero ahora toca echar mano de los últimos avances en materia constructiva. Si la zona es fría, podemos incluir suelos radiantes y debemos prestar especial atención al estado de las puertas y ventanas para conseguir una mayor eficiencia energética.

rural_2

Noticias relacionadas

El esparto está de moda: conoce cómo incorporar este material en la decoración del hogar

Decorar con paredes de obra vista

Comprar una casa en la montaña

<< volver