AGOSTO 2017 #43
Asesor

10 razones por las que es importante acudir a un asesor inmobiliario

asesor inmobiliarioEl proceso de búsqueda de un inmueble supone para muchos compradores y arrendadores una tarea ardua y a veces un tanto complicada, dada la cantidad ingente de información y trámites necesarios para conseguir encontrar la vivienda ideal. Para facilitar este proceso, existe la figura del intermediario inmobiliario, cuya principal misión es guiar y acompañar a los clientes en todo el proceso de compra o alquiler de una vivienda.

El aumento de las transacciones de compraventa y alquiler de viviendas en nuestro país, fruto de la recuperación económica, ha impulsado el auge de las agencias de intermediación inmobiliaria, conocedoras de las dinámicas del mercado y que interceden ante los clientes para ayudarles en la toma de decisiones durante el proceso de compra o alquiler de los inmuebles. Ante la proliferación de los métodos de búsqueda de inmuebles (buscadores de Internet, portales inmobiliarios, visitas a las zonas de interés, agencias inmobiliarias, promotoras de viviendas…), acudir a un experto inmobiliario nos puede ser de gran ayuda para agilizar este y otros procesos, como veremos a continuación.

  1. Conocimiento exhaustivo del mercado inmobiliario. Se recomienda contar con un asesor inmobiliario cuando se busca casa, ya sea con el fin de establecerla como vivienda habitual, inversión o alquiler, porque se trata de un profesional con un amplio conocimiento del sector y de sus micromercados. En una misma ciudad, las diferencias de precios pueden variar según los barrios, por lo que la visión de un experto permitirá tener una noción de los precios mucho más rigurosa y de la zona en la que se desea adquirir o alquilar una vivienda.
  2. Asesoramiento integral. Un agente inmobiliario orienta en todas las fases del proceso de compra o alquiler de una vivienda. Su labor es de acompañamiento en todo momento, desde recopilar información detallada del inmueble, su situación jurídica, fórmulas de financiación, así como la totalidad de los trámites administrativos a llevar a cabo si finalmente se decide comprar o alquilar una de las viviendas seleccionadas del conjunto ofertado.
  3. Profesionalidad y experiencia. Los asesores inmobiliarios son profesionales con una amplia experiencia en el sector inmobiliario, gracias a su formación y al conocimiento del mercado. En este sentido, son capaces de evaluar las ofertas más adecuadas para cada cliente en función de sus necesidades, así como establecer con gran rigor y precisión el valor de cada inmueble y sus posibilidades de revalorización en el caso de la compra, así como la evolución esperada de los precios de las viviendas, tanto en el caso de adquisición en propiedad como en el alquiler.
  4. Cercanía. La proximidad a los clientes es otro aspecto distintivo para la prestación de un servicio de calidad, una tendencia que se extenderá durante los próximos años, como certifican las demandas de servicios más profesionalizados en el mercado inmobiliario por parte de compradores y arrendadores.
  5. Atención personalizada. Un experto en intermediación inmobiliaria realiza un seguimiento a medida para cada cliente, conoce al dedillo su demanda y se encargará de buscar las mejores ofertas, tanto en el mercado de compra como de alquiler, dentro del área considerada de interés para el cliente.
  6. Agilización de la búsqueda. El asesor inmobiliario ahorra tiempo y esfuerzo en la fase de búsqueda de vivienda para comprar y alquilar. Para ello, realiza una demanda lo más acotada posible, con información relativa al tipo de vivienda que se necesita, la ubicación preferente, el presupuesto con el que se cuenta, etc.
  7. Agilización de los trámites. El conocimiento de las gestiones burocráticas asociadas a los trámites de compra o alquiler es otro de los puntos a favor para decantarse por los intermediarios inmobiliarios: desde la formalización de los gastos iniciales hasta la redacción de los contratos, pasando por los tributos e incluso la financiación del inmueble si está destinado a la compra. Su conocimiento del mercado y sus contactos con entidades tributarias, notariales y financieras, le facultan para ofrecer adecuadamente este servicio.
  8. También en alquiler. En el caso de los alquileres, el mercado está tendiendo a minimizar los riesgos del arrendatario antes de la firma del contrato, así como a la satisfacción de las demandas de los inquilinos y la gestión eficiente del recobro. Con el asesoramiento adecuado, alquilar una vivienda en las mejores condiciones puede ser mucho más sencillo a través de un intermediario. Además, existen agencias especializadas únicamente en este tipo de demanda.
  9. Fácil y accesible. La contratación de los servicios de asesoría inmobiliaria suele ser bastante sencilla, ya sea acudiendo de forma presencial a una agencia o simplemente contactando mediante un formulario de online o vía telefónica.
  10. El asesor personal de Solvia. En el caso concreto del servicio de asesoría personal de Solvia, además de lo mencionado anteriormente, el cliente puede solicitar información de servicios y productos de la compañía a través del teléfono 902 333 131 o mediante una solicitud de contacto.

 

Noticias relacionadas

Dónde encontrar la vivienda ideal

Las características de la vivienda: aspectos a tener en cuenta a la hora de comprar o alquilar

Aspectos a considerar al comprar una vivienda: ¿inversión o residencia habitual?

El presupuesto: uno de los puntos de partida en la compra de una vivienda

 

<< volver